• A  A  A  

Fecha: Período Intermedio Temprano. Fase IV de Larco Hoyle (hacia 450 – 600 d.C)

Dimensiones: 16,7 x 17,5 cm.

Procedencia: Costa Norte peruana


El territorio sobre el que se desarrolla la cultura Moche es la Costa Norte peruana, entre los paralelos 7° y 10° de latitud Sur, y tiene su centro neurálgico en las cuencas de los ríos Moche y Chicama, aunque se llega a extender por otros valles próximos como La Leche, Lambayeque, Jequetepeque, Santa Nepeña o Casma. Pertenece al Período Intermedio Temprano (l00-800 d. C.). Entronca con la etapa formativa a través de los estilos Gallinazo o Cupisnique de los que deriva su alfarería caracterizada por sus naturalistas modelados y su rica iconografía que reproduce plantas y animales del entorno medio ambiental, escenas costumbristas, o temas vinculados al mundo de la religión y de las actividades de las élites. Como el resto de las alfarerías andinas prehispánicas se realiza a mano o con la ayuda de moldes. La cerámica decorada procede de los ajuares funerarios o de los centros ceremoniales.

Recipiente cerámico zoomorfo con asa estribo y vertedera, realizado con molde y a mano. Se trata de una pieza modelada y pintada, con base plana, que reproduce la figura de un batracio cuyos detalles se han pintado en blanco hueso y rojo vinoso, este tono se ha utilizado también para dar color al asa

estribo y a la vertedera. Los batracios son frecuentes en la iconografía cerámica preincaica y, en particular, en la mochica, al estar vinculados de manera muy directa con el agua y la humedad y, en definitiva, con la fecundidad de la tierra. El tratamiento naturalista del animal es característico de la etapa de esplendor de la alfarería mochica a la que pertenece el ejemplar, el cual es similar a la pieza 10235 del Museo de América de Madrid.

Bibliografía: Larco Hoyle, R., 1938-39; Cuesta, M., 7980, p.287yfig. 723;Castil/o, LJ. del, 7989; Bourget, S., 7994, pp.425-448;Shimoda, l. y Maguiña, A., 7994, pp.37-48; Uceda, S. Y Mujica, t; 7994.


Texto procedente del Catálogo de la exposición Tesoros de la Real Academia de la Historia. 2001. Ficha escrita por Concepción Blasco Bosqued

Share This